Cuándo y cómo usar el sacaleches

Cuándo y cómo usar el sacaleches

El sacaleches es uno de los aparatos más importantes para muchas madres durante la lactancia, pues se trata de un aparato que permite extraer la leche materna para luego brindarla al bebé por medio de un biberón.

Además puede ser manual o eléctrico, individual o doble, así que cada madre puede elegir el mejor modelo según sus necesidades y preferencias. Asimismo, el sacaleches se hace necesario en varias y diferentes ocasiones, estas a continuación:

  • Problemas de producción de leche: este aparato permite lidiar con los problemas de cantidad, es decir cuando la producción es baja puede estimularla.
  • Recolectar la cantidad excedente: igualmente cuando la madre produce más leche de la que el bebé necesita para alimentarse, este dispositivo permite extraerla y así evitar obstrucciones e infecciones en la glándula mamaria.
  • Dificultades del bebé: en ocasiones el bebé tiene problemas para prenderse correctamente al pecho y por ello no logra extraer la leche suficiente, esto suele pasar a los bebés prematuros, así que el sacaleches estimula la subida de la leche. También es útil cuando el pequeño tiene malformaciones en el paladar o en el área boca que dificultan la succión del pecho.
  • Grietas en los pezones: cuando la madre tiene problemas físicos, el sacaleches garantiza la alimentación del pequeño.
  • Ausencia de la madre: muchas mujeres deben separarse de sus hijos para regresar al trabajo, una vez se usa el sacaleches, la leche se puede conservar para que esté disponible cuando sea necesario.

En cuanto a cómo utilizar el sacaleches, el primer paso es lavar con jabón para retirar restos de crema o sudor, luego apoyar la copa del sacaleches sobre el pezón. Cabe destacar, la leche se puede refrigerar, pero antes de alimentar al bebé se debe calentar en el chorro del grifo con agua caliente o con baño de maría.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *